Portada SociedadCultura El libro de Eva – Carmen Boullosa

El libro de Eva – Carmen Boullosa

Sandra Tamez

Por muchos años la literatura ha reflejado a la mujer como una figura pasiva a la espera de instrucciones, deseos o decisiones de un tercero.  Nos convirtieron en aceptadoras del efecto y casi nunca en la hacedora.

Y cuando somos parte activa, explican esa actitud con motivos sexuales o rebeldes, no como algo inherente en nosotras.

Es por esto que cuando leí la premisa de esta historia de Carmen Bullousa me pareció tan interesante. El “Libro de Eva” nos lleva a una recopilación de varios escritos y papeles narrados por Eva, si, la de la Biblia.  Ahí nos revela su verdad con respecto a la creación, al edén, al fruto prohibido y al supuesto castigo recibido.  Una realidad muy diferente a la que hemos estado escuchando desde hace siglos. Aquí encontramos las razones de que exista todo eso que nos lleva a ser quienes somos: el llanto, la agricultura, el amor, la sexualidad, el miedo, el arte.

Sabremos que ni fue creada a partir de la costilla de Adán, ni es exacto que fuera expulsada del ahora llamado Edén por el incidente de morder una manzana que, dicho sea de paso, fue algo que hizo por voluntad propia. Así nos lleva a un nuevo conocimiento sobre la historia de Abel y Caín, el Diluvio, o la Torre de Babel.

Carmen Boullosa es una escritora mexicana que publicó este libro en 2020, y aquí nos cuenta el Génesis desde el punto de vista de Eva siendo la protagonista. Ella es la figura hacedora, la que decide sobre sí misma. Esto, como decía en un principio, nos puede resultar extraño pues además hemos vivido y aceptado un relato muy distinto.

Sin embargo, ¿por qué lo que nos cuenta Adán si nos parece lógico? Su historia es por demás extraña y muy inclinada a su favor al dar a entender que la mujer no tiene decisiones ni pensamiento propio y que su única razón de existir es la de ser compañera, complemento y hasta accesorio.

Eva cuenta lo que en verdad sucedió y en muchas ocasiones me encontré entendiendo su dolor y silencio ante la impotencia de un Adán que logra perpetuar su falsa historia, esa donde dice que fue creado por un dios y ella de su costilla. O que los castigos a la desobediencia eran la mortalidad y el sufrimiento. Y solo porque un día el deseo de ser superior llevó a Adán a dejar de ser compañero para convertirse en rival, sembrando esta lucha imaginaria en muchos de sus descendientes, con las consecuencias que esto ha provocado. 

¿Y dónde surge el deseo de ser superior y su envidia? Este es en un capítulo muy interesante en el que Eva nos cuenta la creación del órgano de placer absoluto con el que las mujeres nacemos: el clítoris.

Este es un libro de esos que conforme lo leía pensaba en alguna de mis amigas a las que podría regalarlo. Porque todas nos encontramos en más de una de las historias que Eva nos relata. Y también en ese silencio que se ha trasladado a tantas mujeres en la actualidad y que estamos luchando por terminar.

Así mismo, como humanidad habremos de encontrar nuestro reflejo porque la historia de Eva y Adán no deja de ser algo que nos toca como personas, sin importar si profesamos o no alguna religión.

Pero Adán, el conocimiento es cosa buena, la vida es buena,
¿cómo puedes decir que lo que nos dio Eva es malo?
El libro de Eva, por Carmen Boullosa.

Artículos relacionados

Comente